domingo, 9 de mayo de 2010

De Guingamp a Londres

Categories: , , ,

Cuando la temporada se acerca a su cierre, los partidos se convierten en mucho más que un simple deporte. En juego está la ilusión de toda una hinchada, el prestigio de un escudo, el ser o no ser. No entra en la cabeza como alguien puede estar pendiente de otras cosas mientras tú asistes al juicio definitivo que resolverá la duda existencial que siempre aparece al comienzo del campeonato: si eres un ganador o un perdedor. La pelota es quién marca la diferencia en esa delgada línea que separa el éxito del fracaso, pero para que esa pelota dicte sentencia, siempre hay alguién detrás que decanta la balanza hacia un lado o hacia el otro. La pelota, llegada el caso, se convierte en una simple marioneta en los pies de los titiriteros de este deporte, los futbolistas. Los futbolistas son al fútbol como los automóviles al deporte del motor. Sin ellos no hay juego.

El dominio del Chelsea durante la temporada en Inglaterra ha sido total. Los números, al igual que el algodón, no engañan. Los 103 goles conseguidos por el equipo de Carlo Ancelotti son un nuevo récord, que convierten a los de Londres en el equipo más goleador de la historia de la Premier League. Si bien, en España vemos como la efectividad goleadora del Real Madrid no es suficiente para derrocar al FC.Barcelona, en las islas, el Chelsea ha puesto punto y final a la racha victoriosa del Manchester United de Sir Alex Ferguson. Una plantilla llena de fútbolistas "TOP" en el panoráma futbolístico actual, pero donde en este curso dos han sido superiores al resto; Didier Drogba y Florent Malouda.

Coincidieron durante dos temporads en el En Avant de Guingamp francés, que actualmente milita en la Ligue 2 y ambos dejaron el club en el 2003. Sus caminos se separaron y recalaron, cada uno, en los clubes con mayor rivalidad en el país galo, el Olympique Lyonnais y el Olympique Marseilla. Mientras el marfileño triunfaba en el Marseille y sus actuaciones lo llevaban hasta la capital del imperio inglés, su antiguo compañero y amigo maravillaba a los hinchas que semana tras semana llenaban el Stade Gerland. Como se suele decir, el destino es caprichoso, y en esta ocasión, como en cualquier novela de final feliz, nuestros dos protagonistas volvían a reunirse cuatro años y muchos partidos después.

Hoy, varios años más adelante desde sus inicios como pareja en el Guingamp, se han convertido en dos de los futbolistas más en forma del continente. En Francia, Malouda asistía y Drogba anotaba, pero el de Cayenne no se conforma con ver como su amigo perfora redes jornada si y jornada también hasta convertirse en máximo goleador. Ha asumido un rol protagonista, 12 goles que, sumados a los 29 de su compañero de dúo, han dominado las islas de norte a sur. Una vez más, la pareja formada en Francia a principios de siglo vuelve a brillar. Solo dos cosas han cambiado durante estos años, el escenario y el público, los protagonistas siguen siendo los mismos.

Spread The Love, Share Our Article

Related Posts

No Response to "De Guingamp a Londres"

Publicar un comentario en la entrada