miércoles, 21 de abril de 2010

Mourinho y su Trequartista

Categories:

Trequartista es una palabra italiana que, aplicada al fútbol, infiere una posición de tres cuartos de cancha partiendo desde campo propio. Zona en la que por lo general coincide el juego de los mediocampistas de ataque y los delanteros. Es en ella en la que una nómina inmensa de futbolistas en el Calcio, dotados de magia, técnica e inspiración, labraron su historia. Llamados también enganches o mediapuntas, son por lo general los números 10 en su equipo (de allí que la nomenclatura de este deporte relacionara dicho número con la posición). Páginas enteras se requerirían para describir por completo la historia de los trequartistas italianos, semabrada de nombres de la talla de Mazzola, Rivera o Sívori, pero nos vale con enfocar el último cuarto de siglo. Así como Italia gozó de una triada genial de autores cuatrocentistas (Dante, Bocaccio y Petrarca), también lo hizo con una triada genial de trequartistas: il Pinturicchio, il Codino, il Capitano, y por último un extranjero apadrinado por Mourinho; Wesley Sneijder.

Durante la previa del partido de ayer se habló, se habló mucho. La gente esperaba a Córdoba de lateral con Maicon de interior. Esperaba a un Milito inédito en ataque con Eto'o y Stankovic en el centro del campo. No confiaron en Mourinho. Si algo ha demostrado el portugués a lo largo de su carrera es ser fiel a sus ideas. Pasó de un Inter aburrido con un 4-4-2 con un rombo en el centro del campo, a un 4-2-3-1 con la llegada de Pandev al equipo. Mourinho es tachado de defensivo, pero, ¿realmente lo es?. No. Empataba ante la Sampdoria, con dos hombres menos sobre el campo, ¿metió un defensa?. No. Entró un delantero y el Inter estuvo a punto de llevarse los tres puntos. Eliminatoria ante el Chelsea, ¿salió a defender el resultado en Londres?. No. Se fue hacia arriba y se llevó el partido en su antigua casa. La prensa y muchos aficionados lo acusan por su forma de ser, pero José actua siempre siguiendo un plan. ¿Cuál es la mejor manera de aislar a sus jugadores de los medios?. Siendo él el centro de atención. De cara al público es una persona, con sus jugadores es otra, y entre ellos jugadores ha encontrado a su prolongación sobre el campo, su cerebro, su creador, su "10".

"The Special One", un entrenador que sabe sacar lo mejor de cada uno de sus jugadores. El de Setúbal levantó una orejuda con un equipo como el Oporto. Los líederes de aquel equipo eran Deco y Carvalho, el resto, jugador válidos, pero que no destacarían en ningún otro equipo -como han demostrado Maniche, Costinha, Nuno Valente etc con el paso de los años-. Conocía a la perfección las carencias de su equipo, supo taparlas con las virtudes de un ingenieron como es él, luchó ante las adeversidades hasta vencerlas, y tuvo su premio -no hay que olvidar que en el camino dejó al "Super Depor" jugando con Jaukauskas como delantero centro-. Ahora, en el Inter, ha vuelto a formar un bloque sólido. Una defensa de la que los grandes equipos solo se llevarían a Maicon, pero que funciona. Un mediocentro formado por descartes del FC Barcelona y Real Madrid, pero que trabaja. Junto a Maicon, solo ficharía para mi equipo a los cuatro de arriba, que marcan las diferencias.

El Espanyol enseñó el camino el fin de semana. El Barcelona, en especial Guardiola, no ha sabido crear un plan de emergencia para jugar ante equipos que no dejan a los suyos practicar ese juego que pasa por las botas de Xavi y Messi, y Mourinho lo sabía. La presión de los interistas ahogó a un Barça pobre en juego y en ideas, que se encontró por delante en el marcador en el momento del partido que menos lo merecía. Un equipo como el Inter, con el portugués en el banquillo, es imposible que se venga abajo. Siguió trabajando, robando pelotas en el centro del campo, lanzando contras, presionando arriba, en definitiva, cansando a los de Guardiola, que no lograban pasar de tres cuartos de cancha en ocasión de peligro. Poco tiempo pasó hasta que Sneijder empatara el partido.

El Inter se hacía poco a poco con el partido, con un Barça muy lento en las transiciones ofensivas que se veía completamente anulado. Mourinho tenía el partido como lo quería, el Barça adelantaría las filas, Sneijder encontraría un hueco en la defensa culé, y la contra estaría armada. Esa contra significó el gol de Maicon, que una vez más demostró su potencia llegando desde la zaga. Ayer, el del Inter, ganó la partida a su compatriota Alves. Desde hace mucho tiempo, la defensa del Barcelona era triste, donde solo se salvaba Piqué del mediocrismo que cayó sobre la plantilla. Poco después, otro error de la zaga, y entre Maicon, Sneijder y Milito colocan el 3-1. Más allá de los primeros minutos del encuentro, donde el Inter no había encontrado su sitio, el Barça solo dominó los últimos 15 minutos de partido. Los culés rondaron la portería de Julio César -impecable, por cierto- y el Inter esperaba una contra para maquillar aún más si cabía el resultado, que, finalmente no se movería.

Si este partido ha sido espectacular, no entra en nuestra cabeza lo que veremos en el partido de vuelta en Barcelona. Estoy seguro de que veremos la mejor cara del Barça, el Barça de los primeros 20 minutos en el Emirates y el Barça del año pasado. De lo que si podemos estar más seguros aún es de que Mourinho, de morir, lo hará con las botas puestas. Se vió en Stamford Bridge, y se verá en el Camp Nou.

Spread The Love, Share Our Article

Related Posts

2 Response to Mourinho y su Trequartista

21 de abril de 2010, 10:59

Quizás el mejor jugador de esta Champions, o al menos el más determinante en momentos clave.
Lo de ayer de Sneijder no llegó al nivel de sus dos partidos -sobre todo el 1º- vs Chelsea, pero volvió a estar de notable para arriba. Y la verdad es que cuando Sneijder está a este nivel es una gozada verle jugar. Tiene una facilidad pasmosa para filtrar pases interiores, para ver siempre el pase bueno, para agilizar la transición ofensiva...
¡Y además es vital en fase defensiva!

Yo nunca pensé que veríamos a Sneijder a este nivel, incluso tenga la sensación de que el público, en general, no es consciente de la barbaridad de Copa de Europa que está haciendo este chico.

Y por otra parte, yo no recuerdo una Champions en la que haya 4-5 jugadores tan, tan, determinantes y a tantísimo nivel. Hablo de Sneijder,hablo de Robben, hablo de Lloris y hablo de Messi (y podríamos hablar de Rooney). Hay gente que quita valor a esta UCL por el hecho de que estén Bayern, Inter y Lyon en semis, a mi sinceramente me está pareciendo una de las mejores Champions que recuerdo.



Saludos!

21 de abril de 2010, 11:56

Como bien dices, Mourinho sabe aislar a sus jugadores y conseguir ser él el centro de atención. Eso quita mucha responsabilidad y peso a la plantilla. Es un pedazo de entrenador, y ayer se pudo ver. La gente confunde jugar bonito con jugar bien. Juegas bien cuando practicas tu estilo y lo haces de una forma correcta. Por eso se puede decir que el Inter ayer jugó muy bien.

Un saludo desde Fútbol y más fútbol

Publicar un comentario en la entrada